Bolas Chinas & Suelo Pélvico

¿Qué son y para qué sirven?


Son un mecanismo formado por una o dos bolas que están unidas por un cordón. En el interior de esta/s se encuentra otra bolita de menor tamaño. Al llevarlas colocadas, cuando se camina o simplemente con el movimiento, la de menor tamaño choca contra las paredes de la bola mayor.


Su mecanismo consiste en la vibración que produce el choque de la bolita interior con la externa contra las paredes de la vagina, esto provoca una contracción involuntaria y continua de los músculos que la rodean, haciendo que se aumente la circulación sanguínea, la lubricación y el tono muscular.

Para que sea efectivo, es imprescindible moverse, ya que de nada te servirán al estar tumbada en el sofá o al estar sentada trabajando.


Entre los beneficios, con un uso continuado de las bolas chinas encontramos:

  • Mejorar el tono muscular del suelo pélvico.

  • Aumentar la irrigación sanguínea

  • Mejorar la lubricación natural de la vagina.

  • Con el uso continuado en el tiempo, lograremos una mejoría considerable en la calidad de las relaciones sexuales.

Además, ayudara a evitar incontinencias urinarias y disminuir el riesgo de prolapso, al tener un suelo pélvico tonificado y fortalecido.


¿Para quiénes están indicado?


Para cualquier mujer adulta, sana y con un mínimo de fuerza en el suelo pélvico.

Son utilizadas como terapia preventiva antes de un embarazo o mujeres que realicen habitualmente deporte de impacto, que carguen peso y, además, para incontinencia u otras disfunciones del suelo pélvico (fortalecimiento del suelo pélvico en post-parto y disfunciones sexuales)


¿Qué contraindicaciones tiene?


  • Hipertonía del suelo pélvico

  • Vaginismo

  • Dolor en la penetración

  • Si sientes molestias y dolor al llevarlas puestas

  • Infección vaginal y/o tracto urinario

  • Post-operatorio genitourinaria o pélvica.

  • Durante la menstruación y el embarazo

¿Cuánto tiempo?


Se suele empezar por 10-15min diarios, si se puede lograr mantenerlas en su sitio, se puede ir aumentando progresivamente hasta llegar 2-3 horas diarias.

Los músculos del suelo pélvico en cuanto se empiezan a trabajar con cierta continuidad sus beneficios llegan muy rápido, se empieza a notar alrededor de un mes aprox.


¿Se puede combinar con ejercicios?


Si, se pueden hacer ejercicios de Kegel, con esto lo que haremos será contraer el suelo pélvico con el peso que ejercen las bolas sobre la musculatura del suelo pélvico.

Estos ejercicios se harán al contraer y elevar la bola, mantener durante unos segundos la contracción, soltamos la contracción y relaja.

10 visualizaciones0 comentarios